Organizaciones inconscientemente incompetentes

Expandir la aptitud requiere aprendizaje; actualizar nuestros patrones de pensamiento por unos más eficientes requiere aprendizaje; crecer como equipo y organización requiere aprendizaje.

Pasar de ser incompetente a competente, requiere aprendizaje. 

El ciclo de aprendizaje de las organizaciones inteligentes

Como el ciclo de mejora continua (PHVA), el aprendizaje de las organizaciones inteligentes es un ciclo sin fin, y que aplica a todos los procesos de aprendizaje, y al desarrollo de competencias individuales y de equipo.

¿Quiénes son las “organizaciones inteligentes”?

Peter Senge definía las “organizaciones inteligentes”, como ”organizaciones donde la gente expande continuamente su aptitud para crear los resultados que desea, donde se cultivan nuevos y expansivos patrones de pensamiento, donde la aspiración colectiva queda en libertad, y donde la gente continuamente aprende a aprender en conjunto” (Del libro “La quinta disciplina”, Peter Senge)

 

¿Qué podría ayudar a hacer crecer la inteligencia de tu organización?

  • Contribuye a la identificación y comunicación de las fortalezas de tu equipo: Genera una cultura de asertividad y reconocimiento. A través del modelado, dando ejemplo de comportamiento los líderes; a través de un sistema de comunicación ágil, sincero y orientado a la mejora personal y de equipo.
  • Estimula el conocimiento del talento individual y colectivo: Facilitar la consciencia de uno mismo, es el principio del proceso de crecimiento. Conocernos como personas y como equipos es necesario para desplegar todo nuestro potencial.
  • Fomenta el intraemprendimiento en tu equipo: Promueve la toma de decisiones, la autonomía, la competencia “first class noticer”, y la curiosidad e interés por la mejora.
  • Alimenta un ambiente de aprendizaje: Para innovar hay que probar, hay que errar, hay que jugar y arriesgarse. Alimentar este ambiente supone no penalizar sistemáticamente el error, e incentivar comportamientos y procedimientos de trabajo diferentes. A su vez, supone destinar recursos a satisfacer la curiosidad de nuestros colaboradores.
  • Favorece el equilibrio necesario entre lo personal y lo profesional; de forma que la persona trabaje enfocada y despreocupada de otros aspectos de su vida personal.
  • Promueve la búsqueda de sentido en tu organización: Involucra al equipo en la definición de sus roles, y en la planificación y desarrollo de su carrera.
  • Valora y reconoce a aquellos que toman ventaja en su desarrollo profesional, y desarrollan sus competencias por propia iniciativa.

 

Si mejoran las personas, mejoran los equipos. Si apoyas el desarrollo de las personas que integran tu equipo, estás apoyando el crecimiento de tu organización.

Decía en un post anterior que la gestión del talento parte de un enfoque proactivo, en su captación y en su desarrollo, en no dejar que se duerma ese talento.

Para mantenernos despiertos seguiremos aprendiendo.

 

“Las organizaciones inteligentes son posibles, porque en el fondo todos somos aprendices” Peter Senge.

Gracias por leerme.

AutoraBeatriz Ruiz Vinué , en mi blog Marca tu Talento

Sígueme en:     

 

Derechos de imagen: Pexels

Career Coach especializada en desarrollo profesional y de carrera, orientación profesional para el empleo y recursos humanos. Me encontrarás en www.marcatutalento.com

CC BY-NC-SA 4.0 Organizaciones inconscientemente incompetentes por Beatriz Ruiz Vinué está licenciado bajo una Licencia Creative Commons Atribución-NoComercial-CompartirIgual 4.0 Internacional.

Un comentario en “Organizaciones inconscientemente incompetentes

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.